Inicio Motor Luceño declaró ante el fiscal que adquiría coches de lujo como una...

Luceño declaró ante el fiscal que adquiría coches de lujo como una “inversión” para después venderlos

27
0
MotorOn_LogoOficial

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

El empresario Alberto Luceño reconoció ante el fiscal anticorrupción que adquiría coches de lujo como una forma de “inversión” para venderlos posteriormente.

Luceño, junto a Luis Medina, está siendo investigado por el juez Adolfo Carretero en el marco de la querella de la Fiscalía Anticorrupción por la presunta comisión de delitos de estafa agravada, falsedad documental y blanqueo de capitales.

“Hemos vendido tres ya. Parte son coches de inversión, los compramos porque valían 700.000 euros, 800.000 euros y los conseguimos por 399.000″, mantiene durante su declaración ante el fiscal anticorrupción, a la que ha tenido acceso Europa Press, según consta en las diligencias de la investigación.

Según se recoge en la denuncia de la Fiscalía, Luceño recibió en concepto de comisiones un total de 5.100.000 dólares –4,6 millones de euros–, mediante transferencias remitidas desde Malasia a una cuenta personal”.

Con este dinero, el empresario costeó una estancia en un hotel de Marbella con un coste de 60.000 euros y tres relojes Rolex con costes de 6.550 euros, 26.000 euros y 9.900 euros.

De igual modo, el dinero se destinó a al compra de un Aston Martin DB11 (160.000,00 euros); un Ferrari 812 Superfast (355.000 euros), un Mercedes AMG GT 63S (149.999,01 euros); otro Mercedes SCL 300 (54.500 euros); un Range Rover Sport (102.000 euros); un KTM X BOW (91.800 euros); y un BMW I8 Roadster (121.000 euros)

“De esos coches hay tres que ha hemos vendido y hemos ganado con la venta”, sostiene el empresario, que hace referencia al BMW, entre otros.”Con ese dinero hemos reinvertido en comprar otros modelos”, expresa a continuación en su declaración.

Por su parte, el fiscal le recuerda que se encuentra declarando por las diligencias de investigación de la Fiscalía, y que si “esto se transforma en un procedimiento judicial” solicitará el embargar de sus bienes. En este punto le advierte de que “enajenar bienes, ponerlos a nombre de otra persona para evitar un embargo es un delito”. “Lo digo por los coches que ha vendido”, apostilla.


- Te recomendamos -